Noticias

Intercambios de espías, agentes sexys: ¿Qué provocó los envenenamientos de la KGB?

El envenenamiento de un espía ruso y su hija en suelo británico por agentes encubiertos sonó como un drama de televisión esperando a suceder.

La pelirroja rusa Anna Chapman participó en el mayor intercambio de espías desde la Guerra Fría

Efectivamente, un recuento de la BBC del ataque del agente nervioso de Salisbury de 2018 se ha convertido en su mayor drama en años.  Más de siete millones de espectadores vieron el fascinante video de tres partes que concluyó el martes por la noche. 

Estuvo protagonizada por Anne-Marie Duff como la heroica jefa local de salud pública, Tracy Daszkiewicz y Darren Boyd y Rafe Spall, como los policías de investigación DS Dave Minty y DS Nick Bailey, que es envenenado por el mortal veneno de Novichok que lo llevo casi a la muerte.

Mientras Skripal y Yulia continuaban su lenta y dolorosa recuperación, Putin dijo de Skripal en octubre de 2018: “Es simplemente un traidor a su país. Él es solo escoria y eso es todo”.

 

Pero los eventos de capa y espada que llevaron a la crisis valen una serie de televisión por sí solos. Para entender cómo un hombre y su hija fueron encontrados con espuma en la boca en un banco del parque en la ciudad de la catedral de Wiltshire, después de haber sido infectados con Novichok, debemos regresar al aeropuerto de Viena hace diez años.

La glamorosa Anna Chapman, una ex trabajadora bancaria de Barclays con un ex marido británico, surgió como su figura decorativa. La red había intentado penetrar en todos los niveles de la sociedad estadounidense, utilizando identidades falsas, palabras de código, tinta invisible y radios cifradas. 

Los arrestos fueron muy vergonzosos para Moscú y, sin embargo, en menos de dos semanas se logró un acuerdo para el regreso de los espías. Ante la incredulidad de los antiguos intransigentes de la KGB, los diez agentes de bajo rango serían intercambiados por cuatro “traidores” notorios que habían causado daños incalculables a la Madre Rusia .

Entre ellos estaba un ex oficial de la KGB, un ex coronel de la SVR, la versión rusa de M16, y un sospechoso que había vendido secretos nucleares y de armas a Gran Bretaña. El cuarto fue Skripal, un coronel de inteligencia militar en la unidad GRU de Moscú convertido en topo MI6.

Reclutado en la década de 1990, había ayudado a descubrir decenas de agentes rusos que operaban en Gran Bretaña y en toda Europa.

No se pierda esta historia que la estaremos publicando próximamente “El caso Skripal” …

Mientras tanto, según los informes, los Skripal se mudaron a Nueva Zelanda para comenzar una nueva vida con nuevas identidades. Deben esperar que Putin, todavía sediento de venganza, no los encuentre.

Fuente: Thesun

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s